En una nota, Ancma quiso aclarar que los incentivos estatales no se refieren a bicicletas y eBikes.

21 de octubre de 2022

PAGSace unos días se repartieron los incentivos para la compra de vehículos eléctricos de dos ruedas. 20 millones de euros puestos a disposición de la Mise para quienes pretendan comprar un scooter o una moto cero emisiones.

Aunque las categorías a las que van destinados los incentivos están muy bien definidas, parece que ha surgido cierta confusión. De modo que ANCMA (Asociación Nacional de Complementos para Ciclomotores) se vio obligada a emitir una nota para subrayar que la medida no afecta a las bicicletas eléctricas, sino solo a los ciclomotores y motocicletas eléctricas de la categoría «L».

“En los primeros diez meses del año – avisa a la ANCMA – El mercado eléctrico registró un aumento del 59,6%, con 12.800 vehículos puestos en circulación, en torno al 5% del total de vehículos vendidos. A pesar del crecimiento significativo en términos porcentuales, el mercado necesita apoyo para madurar también en términos de volumen: por eso los incentivos gubernamentales representan una ayuda estratégica fundamental, también para promover culturalmente la difusión de estos vehículos”.