Cambiar refrigerante kia ceed

Por ejemplo, Hyundai dice que el refrigerante en el motor (lo que muchos se refieren como «anticongelante») en la mayoría de sus modelos debe ser reemplazado después de las primeras 60.000 millas, y luego cada 30.000 millas después de eso. El intervalo es cada 30.000 millas en algunos modelos de Mercedes-Benz con algunos motores, pero en otros es de 120.000 millas o 12 años. En otros Mercedes, es de 150.000 millas o 15 años.

Algunos fabricantes recomiendan drenar y enjuagar el sistema de refrigeración del motor y cambiar el refrigerante más a menudo en los vehículos sometidos a «servicio severo», como el remolque frecuente, que puede generar más calor. El programa para muchos Chevrolet, sin embargo, es un cambio a las 150.000 millas, independientemente de cómo se conduce el vehículo.

He aquí por qué: La mayoría de los vehículos utilizan refrigerante del motor de larga duración (por lo general una mezcla 50/50 de anticongelante y agua) en el radiador que durante varios años proporcionará protección contra la ebullición en climas cálidos y la congelación en temperaturas frías, con poco o ningún mantenimiento. Los vehículos modernos también tienen intervalos más largos entre los cambios de fluidos de todo tipo, en parte porque los organismos reguladores del medio ambiente han presionado a los fabricantes de automóviles para que reduzcan la cantidad de refrigerante viejo, así como de otros fluidos residuales, que deben desecharse o reciclarse.

Limpiador de radiadores

Este artículo fue escrito por Jason Shackelford. Jason Shackelford es el propietario de Stingray Auto Repair, un taller de reparación de automóviles de propiedad y gestión familiar con sedes en Seattle y Redmond, Washington. Él tiene más de 24 años de experiencia en reparación de automóviles y servicios, y cada uno de los técnicos en el equipo de Jason tiene más de 10 años de experiencia.

Radiador de su coche tiene la importante tarea de regular la temperatura de su motor. Lo hace mediante el ciclo de refrigerante a través de líneas de refrigerante que se ejecutan a lo largo del motor y de nuevo en el radiador para disipar el calor. Este refrigerante puede deteriorarse con el tiempo, lo que resulta en una menor capacidad para transferir y disipar el calor. El refrigerante deteriorado puede provocar el sobrecalentamiento de su vehículo, lo que puede causar daños significativos en el motor. Evite que esto ocurra lavando su refrigerante en los intervalos prescritos para su vehículo. Algunos vehículos recomiendan un cambio de refrigerante cada 30.000 millas, mientras que otros pueden ser hasta 60.000. Busque en el manual del propietario de su vehículo para saber qué es lo apropiado para su coche o camión.

Cómo purgar el sistema de refrigeración

En el interior de su vehículo circulan seis tipos de fluidos. Estos fluidos no son permanentes; requieren ser sustituidos de vez en cuando, ya que se deterioran con el tiempo como parte del mantenimiento general del vehículo. El deterioro causa problemas a los componentes afectados por el fluido inalterado, y un ejemplo de los fluidos comúnmente pasados por alto es el refrigerante – cuando, de hecho, es uno de los más cruciales ya que mantiene su motor funcionando a temperaturas seguras.

Normalmente, la revisión del refrigerante forma parte del Servicio de Mantenimiento Preventivo, por lo que siempre es mejor seguir el calendario de su SMP. La comprobación del refrigerante del motor depende de la distancia que recorra a diario. Algunos centros de servicio recomiendan revisar el refrigerante una vez cada dos semanas, sólo por seguridad.

Aunque el refrigerante del motor dura más de dos semanas, es seguro comprobar si hay fugas. Un nivel bajo de refrigerante es el culpable de tener un capó ardientemente caliente, ya que el motor se calienta por encima de la temperatura permitida. En el peor de los casos, también notará que sale vapor del compartimento del motor y del capó, lo que podría ser una advertencia temprana de sobrecalentamiento del motor. Además, incluso la economía de combustible de su coche se ve afectada por el funcionamiento de su coche con poco o ningún refrigerante.

Aire en el sistema de refrigeración

El anticongelante premezclado no es caro, sobre todo si se compra en botellas de cinco litros, lo que abarata el precio por litro. Es la mano de obra lo que supone la mayor parte de la factura si el trabajo lo realiza un taller.

El líquido refrigerante es el alma del motor. El líquido mantiene el motor a la temperatura de funcionamiento correcta, lo que ayuda a que se caliente rápidamente en climas fríos y a que no se caliente demasiado cuando está sometido a esfuerzos. Además, cuando se mezcla con el anticongelante adecuado, evita daños en climas fríos y detiene la corrosión (así que añádelo siempre).

El sistema de refrigeración de tu coche consta de un depósito de expansión, un radiador, una bomba de agua, un termostato y una serie de tuberías que conectan todos estos componentes entre sí y con el bloque motor; el refrigerante circula por los canales del bloque para ayudar a transferir el calor fuera del motor y mantenerlo a la temperatura máxima de funcionamiento.

¿Cuánto dura el líquido refrigerante? El líquido refrigerante es muy importante para la refrigeración del coche y garantiza que el motor esté a la temperatura de funcionamiento adecuada. Es el líquido encargado de recorrer el motor para mantenerlo frío y sin corrosión. También circula por la matriz del calefactor para mantener el habitáculo caliente.